La Diócesis de Ciudad Real decide congelar el proyecto de construcción de dos iglesias

La Diócesis de Ciudad Real ha decidido congelar el proyecto de construcción de dos centros parroquiales por la coyuntura económica y ante el inicio esta semana de las obras de la nueva parroquia de San Juan Bautista de Ciudad Real, situada en el barrio de la Granja.

En declaraciones a Efe, el encargado diocesano de Obras, Rafael Melgar, ha reconocido que pese a estar los planos muy avanzados para levantar el templo del parque de Atocha de Ciudad Real capital y la ampliación de la parroquia Nuestra Señora de los Ángeles de Tomelloso, la prioridad en estos momentos de crisis es concluir la iglesia de San Juan Bautista, proyectada desde 1991, y con una inversión de 800.000 euros.

Trabajar sin urgenciasParroquia Nuestra Señora de los Ángeles, Tomelloso

“La situación macroeconómica no es la más idónea para solicitar a los feligreses más esfuerzos” porque la Iglesia, aclara Melgar, “no trabaja con urgencia”.

La nueva iglesia de San Juan Bautista, ya en obras, responde a una necesidad de los fieles católicos del barrio periférico de La Granja de hace más de veinte años que, por problemas burocráticos, ha visto la luz ahora en 2013 y que está prevista su inauguración para dentro de 15 meses.

Melgar ha explicado que el crecimiento demográfico fuera de la ronda de la capital ciudadrealeña ha sido muy alto en los últimos años, por lo que entiende que esos nuevos vecinos necesitan una “respuesta religiosa en su ámbito más cercano” y porque las parroquias del centro están “saturadas”. En el caso de la parroquia de San Juan Bautista, esa necesidad es “muy anterior”.

Desde mediados de los 90

El actual sacerdote, que oficia la misa en un centro social municipal del barrio, inició el proyecto a primeros de los años 90 pero no fue hasta el 2000 cuando se concretó el proyecto en una parcela que ha sido finalmente cedida por el Ayuntamiento de Ciudad Real tras una década de negociaciones.

Por el contrario, el crecimiento urbanístico en torno al parque de Atocha, próximo al campus universitario, fue posterior y la gran mayoría de fieles satisfacen sus servicios religiosos en la parroquia de Santiago, una de la más antiguas de la capital. Para esta zona, está proyectado un centro parroquial que no tendrá estatus, de momento, de iglesia.

Proyecto aplazado

Capitaneado por los feligreses de Santiago, la parroquia planea levantar sobre una parcela de 2.000 metros un pequeño centro de culto en una primera fase y más tarde una iglesia con un presupuesto de 400.000 euros.

Aunque ya están redactados los planos, el Obispado de Ciudad Real ha creído conveniente aplazar este proyecto al igual que la construcción de un nuevo templo para Nuestra Señora de los Ángeles de Tomelloso. Ubicado también en la periferia, la comunidad tomellosera financió la construcción de unos salones parroquiales y ahora proyecta un templo mayor que de momento “deberá esperar”.

Melgar ha explicado que todas estas obras son financiadas “exclusivamente” por los fieles de cada una de las parroquias y que reciben la ayuda del resto de la Diócesis de Ciudad Real y del Obispado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*